CEREBROS MULTITAREA

¡BUENOS DÍAS!

Hay días en los que parecemos “súper robots” haciendo una, dos, tres tareas a la vez. Os invito a analizar un día normal y pensar en la cantidad de veces que hacemos varias cosas a la vez. Por ejemplo: Ir al volante e ir mirando el teléfono móvil. He elegido este ejemplo con cierta “maldad”.

CUANDO SE CONDUCE NO DEBE MIRARSE EL TELÉFONO MÓVIL. ES UNA FUENTE DE DISTRACCIÓN QUE PUEDE CAUSAR DESGRACIAS COMO ACCIDENTES DE TRÁFICO. NO PONGÁIS EN JUEGO VUESTRA VIDA Y LA DE LOS DEMÁS POR EL WHATSAPP/FACEBOOK/TWITTER…

Un segundo de distracción puede tener consecuencias para el resto de tú vida.

CEGnNbnW8AANjfO

¿Rendimos igual cuando nos podemos en modo “multitarea”? ¿Nuestra atención presta la misma atención? ¿Y la concentración? ¿Tenemos “fuerzas sobrenaturales?

¡BIENVENIDOS A CEREBROS MULTITAREA!

Carecemos de la suficiente atención para cumplir de manera correcta las diversas tareas que, a veces, llevamos entre manos. Las presiones del ritmo de vida actual, sin embargo, nos empujan a acometer varias actividades a la vez. ¡Estamos designados a la multitarea!

Parece ser que la multitarea eficiente es un mito. Así también la creencia de que los miembros de la “generación multitarea”, crecidos entre videojuegos, teléfonos inteligentes y libros electrónicos, pueden, concentrarse en varios asuntos a la vez. Estos malabaristas mentales suelen desenvolverse peor con los quehaceres simultáneos.

Siguiendo con el tema de la conducción, unos investigadores realizaron una investigación con el fin de estudiar con mayor detalle las distracciones. Utilizaron un simulador de conducción realista y observaron que el riesgo de accidente en personas que hablaban o mandaban mensajes por el teléfono móvil mientras conducián superaba a menudo al de los conductores que alcanzaban el límite legal de alcoholemia.

OJO! El alcohol es un factor de riesgo en la conducción. PROHIBIDO EL ALCOHOL AL VOLANTE.

En esta misma investigación también rastrearon mediante un simulador los movimientos oculares de los participantes y analizaron la actividad cerebral correspondiente. ¿Qué observaron?

LOS CONDUCTORES NO LLEGABAN, A VECES, A PERCATARSE NI DE LA MITAD DE LOS ÍTEMS QUE MIRABAN; ADEMÁS REACCIONABAN CON MAYOR LENTITUD ANTE LOS ELEMENTOS QUE SÍ DETECTABAN.

¡TENEMOS QUE GESTIONAR NUESTRAS CAPACIDADES!

Cierto entrenamiento puede ir bien. Algunas actividades sencillas y repetitivas, como la mecanografía, pueden convertirse casi en automáticas, de manera que se libera parte de la atención. Los profesionales de la música o del deporte dominan conductas que suponen difíciles retos para los principiantes. En consecuencia, los expertos pueden concentrarse en cuestiones de matiz, como la de adaptar su estilo a un nuevo concierto o la estrategia para asegurar un penalti.

Pero el entrenamiento no puede prepararnos para un acontecimiento novedoso o inesperado. Mejorar la redacción de una carta mientras se pedalea una bicicleta estática no servirá para componer ingeniosidades en Twitter mientras se presta atención en clase.

” Tal vez sobresalga usted por su capacidad para desarrollar a la vez cierta serie de cosas, pero eso no significa que pueda hacer cualesquiera otras” (Ulrich Mayr)

¡DATE TIEMPO!

gestion-de-tiempo-occ

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s